Zamunda Forever

Muchas veces nos hemos topado con actores, directores, guionistas, cantantes, realizadores de todo tipo que en algún momento abrazaron la gloria, hasta que llegó el día en que nos preguntamos ¡¿qué carajos le pasó a sus carreras!?. Algunos se recuperan, otros simplemente dan un paso al costado, otros tratan de apelar a sus pasados (vean a aquellos que se dedican a firmar autógrafos en las convenciones de fans)…y está el caso de Eddie Murphy.

Alguna vez un nombre respetable dentro de la comedia cinematográfica estadounidense, durante los últimos años en la carrera de Murphy, obviando su participación en la saga Shrek, hemos sido testigos de todos y cada uno de sus desastres: películas como Pluto Nash, Norbit, Operación Dave, en fin, han recibido críticas terribles, han tenido un paso lamentable por las salas, y suelen llegar rapidito al formato casero y al streaming, a fin de implementar algún control de daños, aunque en realidad, no son sino un clavo más en el ataúd, una palada más de tierra en la sepultura a la que está mandando su carrera.

Uno se pregunta, legítimamente, ¿qué diablos le pasó a Eddie Murphy? Cuando piensa en estas porquerías que lo tienen como rostro, y las compara con sus grandes éxitos ochenteros y noventeros, como la inolvidable Un Príncipe en Nueva York, que por estos días cumplió 30 años desde su estreno.

La historia es conocida: Akeem (Murphy) es el príncipe de Zamunda, un pequeño, pero próspero país de África, y despierta el día que cumple 21 años de edad, a pocas horas de conocer a su futura esposa, con quien contraerá matrimonio próximamente, conforme al protocolo real.

Harto de no poder tomar decisiones por sí mismo, de las comodidades y de no poder ni siquiera amarrarse los zapatos –o bañarse- si no es a través de asistentes, Akeem convence a su padre, el Rey Joffe Jaffe (James Earl Jones) de viajar a Estados Unidos para tomarse unas vacaciones antes de casarse. Aunque en realidad, lo que Akeem busca es conocer por sí mismo una mujer de quien enamorarse.

Así, junto a su amigo y entrenador Semmi (Arsenio Hall) y para estupor de éste, se alojan en un popular barrio de Queens, Nueva York. Tras varios intentos fallidos, Akeem conoce a Lisa McDowell (Shari Headley), administradora del local de comida rápida de su padre, y tratando de llegar a ella consigue trabajo en el restorán.

Dirigida por John Landis (dicen las malas lenguas que entre Murphy y Landis no se aguantaban, llegando incluso a irse a las manos), Un Príncipe… cuenta una historia no pocas veces contada (hombre rico harto de la comodidad, saliendo de su zona de confort) pero lo hace de una manera ingeniosa, capaz de sostenerse por sí misma, planteando situaciones muy divertidas en la vida de Akeem, ya sea como príncipe (ni siquiera puede lavarse sus partes íntimas por sí sólo), o como miembro de la clase obrera, enfrentado a la vida real en la que tiene que subsistir por sí mismo, aunque no sepa hacer casi nada.

Ni siquiera relacionarse bien. La cinta es pródiga en secuencias en ese sentido (la secuencia de Akeem y Semmi en el bar para conocer chicas, por ejemplo), dejando en clara la incapacidad del príncipe de comunicarse, cuando las únicas personas que ha conocido son sus sirvientes.

La película tiene  encuentra un tremendo apoyo en el genial desempeño del Murphy de aquellos años (que ya daba cuenta de su versatilidad al interpretar no sólo al protagonista, sino a unos cuantos  personajes de apoyo), y fortalecida con el gran equipo que arma junto a su compañero Arsenio Hall (que también encarna más de un personaje, obteniendo resultados hilarantes..acuérdense de los viejos de la peluquería).

Y al muy buen puñado de secundarios, encabezado por un genial James Earl Jones, en el rol de un rey que, sin ser mala gente, está tan apegado a la tradición, al protocolo y a las jerarquías que no es capaz de entender a su propio hijo.

En serio, Eddie, ¿qué te pasó?¿Cómo pasaste de genialidades como ésta a las bazofias que llevas protagonizando los últimos, digamos, 20 años?¿Has pensado en cambiar de manager por otro que no te perjudique tanto?

Nosotros al menos tenemos tus películas de antes como para quitarnos el mal sabor de boca. Lamentablemente tú no tienes una máquina del tiempo o algún artilugio semejante para que vuelvas atrás, por último para evitar que tomes las pésimas decisiones que has adoptado.

***

COMING TO AMERICA

Director: John Landis

Intérpretes: Eddie Murphy; Arsenio Hall; James Earl Jones; Shari Headley; John Amos; Louie Anderson; Eriq La Salle; Madge Sinclair; Samuel L. Jackson

1988

Comedia

fretamalt@hotmail.com  @panchocinepata (Twitter/Instagram)

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s