en el pasillo

Elizabeth Sloane (Jessica Chastain), es una de las mejores negociadoras de Washington.

Respetada y temida en igual medida, Sloane es conocida en el medio por su agresividad y porque no escatima recursos para lograr sus metas, por lo que es reclutada por una agrupación de fabricantes de armas a fin de conseguir los votos suficientes para vetar un proyecto de ley de control de armas, dañino para sus intereses.

Alegando razones personales, Elizabeth se desiste de trabajar para esta asociación, y da un golpe no menor a la cátedra cuando se incorpora al grupo que, precisamente, promueve la iniciativa de control de armas, escenario en el que jugará todas sus cartas para lograr su objetivo. Incluso las que nadie más se atrevería a jugar…

Un profesor mío, en Filosofía del Derecho, decía siempre que la actividad política se había reducido a “hobby y lobby”, aludiendo a la importancia que ha ganado dentro de la actividad la negociación de pasillo, la discusión extraparlamentaria, incluso el dialogo aparentemente informal, a la hora de legislar. Tal es la importancia del “lobby” que prácticamente no hay país democrático en el mundo donde existan negociadores que se dediquen específicamente a convencer a los legisladores de votar por uno o por otro.

Sola Contra El Poder (Miss Sloane), thriller político dirigido por John Madden, tiene precisamente como tema central el lobby y la influencia de los negociadores de grandes grupos de interés privado en las decisiones de relevancia nacional. Este tema ya había sido tratado antes (como por ejemplo, en la notable comedia de 2006 Gracias Por Fumar), pero sin la severidad y seriedad con que es enfocado ahora (y que llega en el momento preciso, en que el país más poderoso del mundo está a cargo de un descerebrado que llego al poder gracias, precisamente, a otros descerebrados que ven en los balazos la única solución viable a cualquier problema).

Es una película que tuvo una gestación complicada, por diversos factores. El más relevante de ellos es por su osadía para tocar el tema de estos expertos en poner la balanza del poder a sus servicio (si ud es de los que disfrutan series como House Of Cards, pase con confianza, lo más probable es que esta película le guste), y para contar las cosas como son: aunque está patrocinando con valor y convicción una causa que podríamos llamar políticamente correcta y acorde con sus principios y valores, Elizabeth Sloane (increíblemente construida e interpretada por Jessica Chastain, para muchos una de las grandes ausentes en la última temporada de premios, que se echa en sus hombros tres cuartas partes de los méritos de este filme) está lejos de ser una santa o una heroína, pues ni siquiera suda cuando recurre a prácticas cuestionables como el espionaje, el chantaje y la manipulación, sin dar puntada sin hilo y sin dar un milímetro de ventaja a sus rivales.

Elizabeth Slone es una mujer que no teme jugarse el todo por el todo, haciendo lo que este a su alcance –e incluso fuera de el- para ir algunos pasos adelante que el resto, pagando el precio que haya que pagar. Este es otro factor a considerar dentro de la temática del filme, en tiempos donde el patriarcado más anacrónico vive sus últimos estertores por proteger su predominancia en la sociedad, aparece esta protagonista, con tantos o más cojones para pararse y jugar con las reglas que dicho patriarcado ha impuesto..y hacerlo tambalear. Puede que caiga en el intento, y pague un precio muy alto…pero Elizabeth ha sido capaz de prever eso incluso, y aun así ganar, incluso en la derrota.

Con toda su buena factura, Sola.. no consiguió una buena taquilla, tuvo un corto paso por salas y aunque su presupuesto fue de alrededor de 13 millones de dólares, los cinco que recaudo en boleterías no fueron satisfactorios (aunque en streamings y formatos caseros se ha reivindicado). Se ha hablado de boicot a esta película desde sectores más republicanos de gran influencia, que habrían hecho todas las movidas posibles para que pasara lo más inadvertida posible. Suena conspiranoico, okey, pero tiene sentido. La película ataca algunas cuantas instituciones fuertemente arraigadas en una sociedad donde, incluso antes de Trump, ya viene defendiendo a brazo partido el derecho a tener una pistola en la casa –aun cuando críen hijos analfabetos y que se enfermen a cada rato-y donde el jefe de hogar es el hombre.

Vamos, pasa en Chile (a Leopoldo Muñoz lo despidieron de Las Ultimas Noticias porque leyó un elemento fuertemente proselitista y lavador de imagen en Los 33) y no va a pasar en Washington.

Eso no impidió que la película hiciera cierto ruido, y obtuviera reconocimientos. Quizás habrá pasado piola para la gran industria gran (ni tanto, Chastain se llevó una nominación al Golden Globe por su actuación) pero si fue reconocida principalmente por organizaciones sociales por su contribución, desde su tribuna, a la educación cívica y política de las personas. Y vaya que hace falta esta educación hoy por hoy.

***1/2

MISS SLOANE

Director: John Madden

Interpretes: Jessica Chastain; Mark Strong; Allison Pil; Sam Waterston; Gugu Mbata-Raw; John Lithgow

Thriller Politico

2016

fretamalt@hotmail.com  @panchocinepata

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s