la comedia de las galaxias

Cuando hablabamos hace poco de los 40 años de Star Wars, dijimos que uno de sus legados dignos de considerar son sus parodias. Citamos a Los Simpsons, Family Guy, Robot Chicken, Phineas y Ferb, pero nos saltamos una fundamental. Y esa es la deuda que vamos a pagar hoy.

Estrenada en 1987, Spaceballs (a.k.a. Hay Un Loco Suelto En El Espacio, La Guerra de los Esfericos o La Loca Historia de las Galaxias), escrita y dirigida por Mel Brooks, uno de los santos patronos del humor absurdo, si bien contiene referencias a diversas películas de ciencia ficción, lo cierto es que encuentra en Star Wars su fuente principal, al punto que muchos han llamado a esta la parodia oficial de la saga de Lucas.

Nuestra historia transcurre en una galaxia muy lejana…bueno, quizás en otra galaxia muy lejana, donde el planeta Spaceball atraviesa una dura crisis ambiental, al agotar el aire respirable por sus habitantes.

Como una medida desesperada, el presidente Skroob (Mel Brooks) encarga a su brazo derecho Dark Helmet (Rick Moranis) secuestrar a Vespa (Daphne Zuñiga), princesa del Planeta Druidia, quien acaba de escapar de su matrimonio arreglado con un aburrido príncipe. El plan es forzar a Roland, rey de Druidia, a ceder el siempre limpio aire de su planeta, a los spaceballs.

Angustiado, Roland contrata al mercenario Lone Starr (Bill Pullman) y a su copiloto Barf, el hombre perro (John Candy) para que rescate a su hija. Starr, cuyas deudas con el gangster Pizza The Hutt lo tienen con la soga al cuello, no duda en aceptar esta misión suicida…

Una de las grandes gracias de Mel Brooks en su época de oro, fue su claridad a la hora de crear situaciones hilarantes. Que se trate de humor absurdo, en caso alguno significa que deba tratarse de una historia sin argumento repleta de obviedades, lugares comunes o chistes de doble sentido. En ese sentido, podemos emparentar a Brooks con el combo Zucker./Abrahams/Zucker (Donde Esta El Piloto, Top Secret) como cultor de un estilo de comedia que lamentablemente hoy se ha prostituido de una forma deningrante, abusando de la estupidez, la pobreza argumental y el recurso simplon (humor de baño, chistes sobre partes intimas, imitaciones de famosillos).

Spaceballs es exponente de una época de oro para el humor absurdo, donde los chistes (la mayoría realmente buenos) y las referencias están al servicio de una historia que se esta contando, y que en ningún momento deja de importarle a su narrador ni a sus oyentes. Por mucho que se trate de una parodia, hay que es decir que es un filme bastante respetuoso, de su fuente original, de sus fanáticos, y de sus espectadores.

Es un filme que consigue hacer reir, a ratos a carcajadas, sin menospreciar la inteligencia del espectador ni apelando a sus instintos mas básicos, cosa que siempre se agradece. Repito, absurdo no significa tonto, ni de mal gusto. Es tan asi lo que estoy diciendo que incluso los fans mas recalcitrantes de Star Wars celebran esta cinta (pudiendo aguardar afuera de la casa de Brooks con antorchas..lo mismo dígase de Star Trek y Alien, otros iconos sci-fi revisitados por este director), cosa que no pasaría si esta fuera una sucesión de chistes e imitaciones inconexas y primitivas.

Y eso que “ataca” (por decirlo de algún modo) uno de los grandes legados de la saga de George Lucas: el merchandising, a través del personaje Yoghurt (también encarnado por Mel Brooks), quien sostiene que de este es donde sale el verdadero dinero de la película, y son abundantes los chistes al respecto, ya que durante el filme vemos toda clase de productos relacionados con Spaceballs, desde figuras de acción, pasando por el vhs de la película hasta papel confort.

El punto es que Spaceballs es una historia que sabe sostenerse por si misma, en el buen desempeño de su relato, en cuanto los chistes están colocados en su justo y preciso lugar para que se mantengan asociados a la historia y le ayuden a seguir adelante, y en el excelente trabajo de actores, en especial de Moranis, Candy y del mismo Brooks, factores que hacen de este filme un infaltable dentro de la comedia estadounidense, y que ha sabido sobrellevar el inexorable paso del tiempo.

***1/2

SPACEBALLS

Director: Mel Brooks

Interpretes: Mel Brooks; John Candy; Rick Moranis; Bill Pullman; Daphne Zuñiga; Dick Van Patten; Joan Rivers; George Wyner

Comedia

1987

fretamalt@hotmail.com  @panchocinepata

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s