chicos prodigiosos

Durante años, Jacob “Jake” Portman (Asa Butterfield) disfrutaba las increíbles historias que su abuelo Abe (Terence Stamp) le contaba acerca de alguien a quien alguna vez conoció, al alero de Miss Alma Le Fay Peregrine (Eva Green), la institutriz a cargo de un insólito orfanato que protege a un grupo de niños con poderes especiales.

Cuando Abe fallece, deja una carta a Jake y una serie de instrucciones, y le encarga encontrar a Miss Peregrine y advertirle de un peligro inminente. Así, Jake convence a su padre, con quien nunca ha tenido mayor cercanía, y para quien tanto abuelo como nieto no están del todo en su sano juicio, de partir en búsqueda de esta increíble institución…

peregrine01

Hay que aceptarlo. Cada vez que nos enteramos de un nuevo trabajo de Tim Burton, nos gana la incertidumbre. Tras el estreno del combo Corpse Bride/Charlie and The Chocolate Factory, su carrera no ha estado exenta de altibajos, en una seguidilla de filmes que si bien tienen sus cosas buenas (Sweeney Todd, Alicia En El País de las Maravillas, Sombras Tenebrosas) han descolocado a sus seguidores porque están muy por debajo de lo que es capaz de hacer, y asumiéndose totalmente todo lo que se ha dicho de él.

Cierto que con películas como Big Eyes (2014) y sobre todo Frankenwennie (2012) ha enmendado el rumbo y ha mejorado harto los bonos, pero aún no da ese golpe que lo vuelva a poner en la categoría de los grandes, en la que se quedó gracias a Edward Scissorhands, Batman Vuelve, Ed Wood, Marcianos Al Ataque, Sleepy Hollow (estas dos últimas películas mucho más grandes de lo que uno creyó a la primera) o Gran Pez.

De ahí la preocupación en torno a Miss Peregrine y Sus Niños Peculiares, basada en una serie de novelas escritas por Ransom Riggs y publicadas desde 2011. Como pasa con cada filme de Burton las preguntas caen de cajón: ¿lo recuperamos?¿lo perdimos para siempre?¿su filmografía se ha vuelto estable dentro de su gravedad?

Vamos por parte. Miss Peregrine es un relato hecho a la medida de Burton. Su protagonista es un outsider, un marginal, un personaje que no se siente parte de su mundo. Una paternidad inexistente (por partida doble, la relación de Jake y sus padres es, en el mejor de los casos, distante…y del padre de Jake con su abuelo tampoco es lo más feliz que digamos) sustituida por una paternidad –y complicidad- postiza entre abuelo y nieto. Y claro, personajes fantásticos que rayan en lo sobrenatural, forzados a crear su propio mundo a falta de uno donde encajar.

Desde ese punto de vista, Burton se siente en su salsa, estética y narrativamente. Miss Peregrine está dentro de la zona de confort del director y es una historia de aquellas que disfruta compartir. En lo estético, hay que reconocerlo, Burton deja de lado los excesos visuales que saturaron gran parte de su filmografía de los últimos años renunciando a gran parte de ella en función de la historia. Muy similar a lo que ya había hecho en Big Eyes, la historia no es una excusa para incurrir en imaginerías que terminan hartando. Por el contrario, esta vez se complementan muy bien

peregrine03

Eso, además de un casting mayoritariamente acertado. Eva Green se está convirtiendo en un ícono de lo fantástico, gracias a Penny Dreadful y no necesitamos de mucho para entender porque le sienta tan bien el personaje que da título a este filme. Asa Butterfield funciona como Jake, un joven que se debate entre ser otro nadie en un mundo que no le ofrece nada, y ser alguien en una dimensión donde se siente mucho más feliz consigo mismo (y hasta vive una suerte de romance que jamás viviría en otro lado). De secundarios como Terence Stamp y Judi Dench no hay mucho que decir. Conocemos sus talentos y recibimos de ellos lo que normalmente nos dan.

Y por mucho que se de en asociar a estos personajes con los X-Men (comparten más de un concepto en común) lo cierto es que estos Niños Peculiares se sostienen bastante bien por sí mismos, en gran medida gracias al acertado casting que le da cuerpo, vida y voz a esta insólita banda.

Quizás el único “pero” grave que veo corre por cuenta del villano, encarnado por Samuel L. Jackson. Pensando en el currículum del afroamericano, y por mucho que se trate de un relato fantástico, me extraña verlo caer tan en la caricatura. Eso ya lo hizo en Kingsman, (cinta con la que por fin me puse al día y que repasaremos tarde o temprano por aquí) donde no estaba del todo mal, pero aquí descompone. Sus motivaciones para ser parte de este entuerto no resultan muy comprensibles que digamos y aunque entendemos que su aparición es la que gatilla en Jake la necesidad de conocer a Miss Peregrine, cuesta hacer que las piezas en torno a este personaje encajen.

Respondiendo, finalmente ¿perdimos o recuperamos a Tim Burton? Aunque su carrera ha divagado mucho últimamente, no lo hemos perdido, pero tampoco es que haya vuelto a las grandes cotas de talento y creatividad a la que nos acostumbró. Miss Peregrine no es eso, pero con todo, ayuda a creer que Burton, aunque su salud no sea la óptima, al menos ya no es de gravedad. Podríamos decir que esta estable, lo suficiente como para mantener la fe intacta.

***1/4

peregrine04

MISS PEREGRINE’S HOME FOR PECULIAR CHILDREN

Director: Tim Burton

Intérpretes: Eva Green; Asa Butterfield; Samuel L. Jackson; Judi Dench; Terence Stamp; Rupert Everett; Ella Purnell; Finlay McMillan; Lauren McCrostie

Fantasía

2016

fretamalt@hotmail.com  @panchocinepata

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s