enfrentar lo inevitable

Investigando una falla desconocida hasta ahora en los alrededores de la presa Hoover, el sismólogo del CalTech Lawrence Hayes (Paul Giamatti) sufre un terremoto que, con estudios posteriores, le revela que esta falla está muy conectada con la falla de San Andrés y sus repercusiones podrían derivar en un terremoto aún más fuerte que los registrados hasta la fecha.

En California, el rescatista Ray Gaines (Dwayne Johnson) ha debido postergar el viaje planeado con su hija Blake (Alexandra Daddario) a San Francisco, donde ella va a la universidad –y masticando la frustración de ver a su ex mujer, Emma (Carla Gugino) mudarse a la casa de su actual pareja, un próspero empresario de bienes raíces llamado Daniel (Ioan Gruffould)- cuando es avisado que su turno de servicio ha sido adelantado.

Mientras, desde su laboratorio en el CalTech, el profesor Hayes es entrevistado en televisión respecto del terremoto de la represa Hoover, momento en el que un violento terremoto sacude todo el terreno a lo largo de la falla de San Andrés, arrasando con todo a su paso. Sin embargo, la calma está lejos de llegar pues Hayes y su equipo determinan que lo peor recién está por ocurrir…

De vez en cuando salen esas películas a las que todo el mundo les da duro, las menosprecia, las vapulea, las usa como limpiapiés. Y únicamente porque a algunos se les olvida que ciertas películas tienen una misión, un objetivo que alcanzar y cambiar la historia del cine o marcar el inicio de una revolución, ciertamente no lo son. Con ese prejuicio fuera de carrera, las cosas se disfrutan harto más.

Es el caso de San Andrés, filme de catástrofes con el que la crítica se dio un festín un tiempo atrás pero que aún tuvo un paso más que digno por salas, encabezando la taquilla estadounidense por un buen rato. Y es por lo que dije antes: es una película que no pretende revolucionar nada, sino que simplemente llevar gente a las salas, con una historia entretenida, clara de entender y que sea disfrutable. Y lo hace.

sanandres01

San Andrés sigue fielmente los cánones del cine de catástrofe que hicieron nata durante los 70. Una tragedia inminente e insuperable para el ser humano, quien debe limitarse a enfrentar sus consecuencias. Un tipo que sabe lo que está pasando (Paul Giamatti, siempre un acierto contar con él) pero que debe hacerse escuchar a gritos. Un héroe maldito, necesitado de hacer las paces con su pasado (Ray y su familia tienen su propia tragedia personal con la que él ha cargado por años) y que ante la catástrofe debe hacer lo correcto, y las víctimas que deben luchar por su supervivencia.

El trabajo del director Brad Peyton es respetable. No extraordinario, pero correcto, y cuenta la historia de manera de no herir susceptibilidades..¿cómo es eso?

O sea, compartimos con los estados juntos el cinturón de fuego del pacífico, así que somos un país donde tiembla mucho, y a veces lo hace con bronca…(¿Cómo? El 27F fue hace cinco años y ya no se acuerdan?) Y sin embargo, nadie ha quedado en shock ni salió del cine con tiritones, desmayado o con convulsiones. Tampoco cuando se ven escenas de desesperación colectiva, saqueos y pillaje, cosas que vienen con las catástrofes y que el ser humano si podría evitar, pero no lo hace. Por el contrario, pese a que las imágenes en pantalla podrían resultar impactantes, éstas no producen ningún efecto no deseado. Impactan, valga la redundancia, pero sólo en la medida que haga posible disfrutar la película y dejar enganchado.

Y está el factor Dwayne Johnson, quizás no sea el mejor actor de la historia pero, tal como lo hizo durante su carrera de luchador, sabe manejar tanto a la historia como a la audiencia, para que se mantengan unidas y no se despeguen de la pantalla hasta el final de la historia. Y que bien que le sientan los personajes de acción. Por otra parte, siempre es grato ver a Carla Gugino en pantalla, integrante más que respetable del club de l@s grandes secundari@s de Hollywood.

(y a propósito..¿de donde salió Alexandra Daddario y como es que nunca supe nada de ella?)

San Andrés no es una película mala. Insisto, no es una maravilla, pero tampoco pretende serlo. No siempre son las películas las malas, a veces el equivocado es el enfoque.

sanandres02

**3/4

SAN ANDREAS

Director: Brad Peyton

Intérpretes: Dwayne Johnson; Paul Giamatti; Carla Gugino; Ioan Gruffould; Alexandra Daddario; Archie Panjabi

Acción/Catástrofes

2015

…cada vez más cerca de las mil columnas.

fretamalt@hotmail.com  @panchocinepata

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s