dos viejos gruñones

A principios de los 80, el mundo del boxeo fue testigo de cómo Billy “The Kid” McDonnen y Henry “The Razor” Sharp, se arrebataron recíprocamente sus invictos.

30 años después, Henry Sharp (Sylvester Stallone)es un modesto, pero bien intencionado obrero, preocupado de vivir al día y costear el asilo donde vive Louis “The Lightning” Conlon (Alan Arkin), su ex entrenador. Por su parte, Billy McDonnen es un pequeño, pero exitoso empresario automotriz y gastronómico. Mientras Sharp no extraña para nada sus días en el ring, McDonnen aún no consigue superar el hecho que nunca tuvieron un combate de desempate y eso lo abruma más de la cuenta.

Cierto día, empujados por las deudas uno y por su ego el otro, se topan en un estudio de diseño de videojuegos, y no pasa mucho antes que terminen yéndose a las manos. La pelea entre ambos se viraliza en minutos, lo que da una idea a Dante Jr. (Kevin Hart) un promotor de boxeo desesperado por resurgir: enfrentarlos en un match de desempate…

grudge02

Pensaba el otro día por qué son tan diferentes los momentos actuales de Al Pacino y Robert De Niro. Por qué uno da vergüenza ajena en cada uno de los proyectos que ha asumido los últimos años, mientras que el otro se mantiene en un plano más digno. La cosa es bien simple: mientras Pacino se ha puesto cada vez más pretencioso, De Niro se ha tomado las cosas más relajadamente y ha desarrollado el buen gusto de no tomarse demasiado en serio (no Al, poner cara de loco en cada película no cuenta como no tomarse en serio).

Es por eso que Ajuste de Cuentas, este filme que lo reúne a Sylvester Stallone (otro vejete que ha tenido el buen gusto de vivir la tercera edad sin complejos ni vergüenza ni depresión alguna) tras el drama de 1997 Copland. Y si bien es cierto se trata de actores que, históricamente, han tenido un registro actoral distinto, ambos han dejado huella en el inconsciente colectivo, y hoy disfrutan su momento. Cosa que se nota en este filme.

Más allá del autohomenaje (y a la vez autoparodia) que De Niro y Stallone hacen de sus más clásicos filmes (Toro Salvaje y Rocky, respectivamente, clásicos del cine de las últimas cuatro décadas por lo demás) y de un argumento plagado en chistes sobre la edad y el deterioro físico derivado de la misma, Ajuste de Cuentas es un divertido filme acerca de reconciliarse con el pasado.

Tanto Sharp como McDonnen tienen cuentas pendientes entre sí, pero más aún, cuentas pendientes consigo mismos. Y la posibilidad de enfrentarse mutuamente será la excusa, la posibilidad de exorcizar los fantasmas de su pasado, cerrar la página y seguir adelante. Y al final del día, darse cuenta que nunca fue un conflicto entre sí, más allá del choque de egos, sino que fue la incapacidad de ambos por cerrar etapas, pagar deudas pendientes y dar vuelta la página.

grudge01

Se nota la mano del director Peter Segal, un realizador del montón pero bastante cumplidor a la hora de hacer filmes divertidos (50 First Dates, El Super Agente 86, Locos de Ira) pero cuyo valor agregado no existiría si la película no hubiese sido protagonizado por De Niro o Stallone, ambos mostrando total comodidad en sus personajes que, como decíamos, tienen mucho de sus personajes clásicos. Henry Sharp tiene mucho de Rocky Balboa, pareciendo un primo lejano de éste (y comprobando que Stallone es un actor mucho mejor de lo que uno cree). Lo mismo podemos decir de Billy McDonnen, suerte de hermano bastardo de Jake La Motta, con la única diferencia está en la aparente prosperidad alcanzada por el primero, relativa fortuna cosechada tras el retiro no alcanza a tapar los niveles de patetismo y decadencia a los que ha llegado.

Son estos dos viejos estandartes los que hacen que una película mediana alcance momentos realmente divertidos y algunos hasta emotivos, aunque sería injusto dejar de mencionar a Kim Basinger, la manzana de la discordia en la juventud de los protagonistas y que hoy vuelve a cruzarse en sus vidas, y al gran Alan Arkin, encarnando a un viejo totalmente chucheta que resulta ser más sabio de lo que la bolsa de garabatos que dice cada tanto rato hiciese pensar.

Película sin muchas pretensiones pero que logra hacer pasar más que un buen rato, y comprobar la buena salud de sus protagonistas incluso años después de haber entrado a la tercera edad. Así da gusto. ¿Captaste ahora, Al?

grudgeBR

***
GRUDGE MATCH
Director: Peter Segal
Intérpretes: Robert De Niro:; Sylvester Stallone; Kim Basinger; Kevin Hart; Alan Arkin; LL Cool J.
Comedia
2013

fretamalt@hotmail.com @panchocinepata

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s