oso mañoso

En 1985, John Bennett, un niño solitario y sin muchos amigos, recibe para Navidad un tierno osito de peluche, que al poco tiempo se convierte en su única compañía. Una noche, John dice que le gustaría que su osito, llamado Ted, tenga vida propia y, mágicamente, ese deseo se cumple, convirtiendo a Ted en un ser viviente, y hasta en una celebridad.

En 2012, John (Mark Whalberg) tiene un empleo estable en un rent-a-car, una relación de cuatro años con su novia Lori (Mila Kunis)…pero sigue teniendo como único amigo a Ted (voz de Seth McFarlane) ahora convertido en un oso grosero, flojo y bebedor que vive a sus costillas, situación que Lori ha soportado durante estos años, pero cuya paciencia se empieza a agotar..

ted01

Pagando deudas pendientes del año pasado…todavía. Si, aunque no lo crean.

En el poco estimulante panorama de las comedias cinematográficas estadounidenses, donde todos los años se estrena el mismo tipo de películas (parodias e imitaciones de blockbusters, la comedia anual de Adam Sandler encarnando personajes limítrofes, entre otros esperpentos escritos por orangutanes) siempre reconforta encontrarse con títulos como Ted¸ escrita y dirigida por el actual rey de la comedia animada, Seth McFarlane.

Y Ted está repleta de ese sentido del humor tan propio de las series de McFarlane (Family Guy, American Dad), abundante en situaciones absurdas, contradicciones, malos entendidos humor de baño (aunque sin caer en pozos sin fondo del patetismo reinante en este género fílmico) y con un relato escrito con sesos..por contradictorio que parezca esto último con la premisa de la película: oso de peluche cobra vida y se vuelve un vago descarado y ebrio.

Y porque digo sesos? Porque ante todo, más allá de la presencia de un peluche degenerado, Ted es una historia de conflictos personales. Madurez vs adolescencia. Sentar cabeza vs pasar de cabeza frente al WC con resaca. La mujer de tu vida vs tu amigo de toda la vida vs convencer a tu amigo de toda la vida que haga algo útil con su ídem. Este es el meollo del asunto en Ted, y McFarlane opta por tocar este asunto de una manera menos enrollada y más lúdica, lo que favorece mucho al desarrollo de la historia.

ted02

Ted funciona como película. ¿Y como comedia? Aclaremos algo, no es que uno se ría a carcajadas, o que sea un bombardeo imparable de chiste tras chiste. Es graciosa, sí, mucho, y fiel a su estilo, McFarlane te da el tiempo para procesar cada chiste exhibido en pantalla. Siempre son mejores los chistes con que te ríes una y otra vez cada vez que los recuerdas, que aquellos que te matan a carcajadas, a los dos minutos ya los olvidaste y la segunda vez ya no te causa gracia. Ese parece ser el principio inspirador de Ted, que le alcanza de más para coronarse como la gran comedia del 2012, que ya anuncia una secuela que debería estar en preproducción. Solo espero que por un minuto se olviden que son producciones hollywoodenses y por una vez en la vida, no la frieguen.

***1/2

TED

Director: Seth McFarlane

Intérpretes: Mark Whalberg; Mila Kunis; Giovanni Ribisi

Comedia

2012

ted_br

fretamalt@hotmail.com  @panchocinepata

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s