más que amigos

Cierto día de 1977, Harry Burns (Billy Crystal) y Sally Albright (Meg Ryan) compartieron un viaje en auto hasta la Universidad de Chicago, donde ambos iniciarían sus respectivas carreras universitarias. Durante el viaje, ambos se enfrascan en una discusión acerca de la amistad entre el hombre y la mujer. Según Harry, ella no es posible, pues siempre se interpondrá el sexo entre ellos, tesis que Sally rechaza, lo que hace que al término del viaje, ambos se separen en términos no del todo amigables.

Varios años después, el destino se encargaría de reunirlos en más de una oportunidad, hasta que en una tarde, en una librería de Nueva York, deciden ser menos hostiles entre sí y así terminan dándose cuenta que son más cercanos de lo que imaginaban. O de lo que están dispuestos a aceptar.

CHCS_02

Este es uno de esos casos con los que da gusto encontrarse..o más bien, reencontrarse de vez en cuando.

Estrenada en 1989, Cuando Harry Conoció a Sally.., dirigida por Rob Reiner, un maestro a la hora de convertir las pequeñas historias de la vida en hazañas de proporciones épicas, y con guión de Nora Ephron, parecía de lejos una de las muchas comedias románticas que se estrenan por temporada. Sin embargo, al poco tiempo nos fuimos dando cuenta que era más que eso. Mucho más.

Con una estructura y guión que le deben mucho a Woody Allen, Cuando Harry… es una inteligentísima comedia, acerca de las relaciones personales. Con inteligentísima comedia no quiero decir que sea un filme para snobs, como se suele confundir, sino que es un tipo de humor que no requiere burlarse de otros para provocar risas, ni tampoco recurrir al mal gusto para provocar una risa fácil, sino que, nada más lejos de ello, es un humor que puede ser entendido y disfrutado por cualquier ciudadano con un poco de sentido común.

Volviendo al punto, Cuando… trata sobre las relaciones personales. Especialmente, la amistad entre el hombre y la mujer, si ésta es posible o no. En tiempos donde se habla de la “friendzone” pareciera que esa amistad si es posible (aunque los conceptos aquí están algo revueltos..pero eso será tema para especialistas en relaciones humanas). Harry niega esta posibilidad pues siempre estará latente el tema de la tensión sexual, y es a partir de este comentario, que Sally no comparte, que esa tensión sexual entre ambos nace. Ninguno de los dos la quiere aceptar, menos todavía que esa tensión sexual se convirtió en amor. Orgullo? Vanidad? No saber darle la razón al otro? O simplemente son demasiado ciegos/tontos para darse cuenta de algo tan obvio como eso? Darse cuenta de que están locos por estar juntos y que, en el fondo, esa es la razón por la que extrañan hasta los defectos y manías del otro. Ese es el eje principal de la historia.

Historia que se narra con agilidad, abundante sentido del humor y una capacidad para empatizar tremendamente con el público, ya que tanto Sally como Harry, con todos sus defectos y virtudes, son personajes entrañables, queribles, con los que uno puede sentirse cercano…incluso identificado, con ellos y lo único que espera es que terminen juntos y felices para siempre.

CHCS_03

Cuando Harry Conoció a Sally tiene, entre otras grandes virtudes, una dirección sobria y amena, capaz de convertir, como he dicho antes, una historia de dos hijos de vecino en una epopeya de proporciones, una de las grandes virtudes del cine de Reiner, por cierto, sobre un guión hecho con el corazón, pero bien dirigido por los sesos (acaso una de las mayores rivalidades de la historia, sentimientos vs cerebro), y con las tremendas interpretaciones, tanto de los principales (Billy Crystal nunca más fue así de grande, Meg Ryan nunca fue más perfecta) como de los secundarios, especialmente la pareja de Bruno Kirby y Carrie Fischer (si, la mismísima Princesa Leia, años después de alejarse de la Fuerza…y saliendo de años de excesos varios), y la muy acertada selección de entrevistas a parejas de muchos años contando como se conocieron y se las han arreglado para durar tanto. Y tampoco podemos dejar de lado la increíble fotografía de Barry Sonnenfeld, quien algunos años más tarde se pondría el traje de director, logrando que Nueva York se vea realmente increíble, recordándonos porque es una de las ciudades que hay que visitar si te vanaglorias de ser “gente de mundo”.

Pues bien, todos estos factores contribuyen a crear un filme al cual es imposible no tenerle cariño. Aprecio. Respeto. Lealtad incluso.

No puede no tenerle buena a una película con estos ingredientes y que además cuenta con un par de pasajes notables. Incluso los que no han visto la película conocen la escena del restorán, con Meg Ryan fingiendo un orgasmo a vista y paciencia de los otros comensales (el restorán existe, se llama Katz’s Delicatessen, queda en Nueva York y tiene una placa conmemorativa de dicha escena en su interior)…y la notable intervención de la viejecilla que le dice a la garzona “Pediré lo mismo que ella”..que no era otra que la madre del director Rob Reiner.

CHCS_01

Y porque una película que, en uno de sus momentos de mayor clímax concluye con una frase como “Cuando descubres que quieres pasar el resto de tu vida con alguien, quieres que el resto de tu vida empiece lo antes posible” no puede ser dejada a un lado. Eso sería blasfemia. Se llama ignorancia, en un nivel que no tiene perdón.

****

WHEN HARRY MET SALLY…

Director: Rob Reiner

Intérpretes: Meg Ryan; Billy Crystal; Bruno Kirby; Carrie Fischer

Comedia, romance

1989

…se viene…la columna N° 700!!!

CHCS_DVD

fretamalt@hotmail.com @panchocinepata

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s