adios, muchachos

Hubo una época en que cuando uno iba al cine, llegaba a la hora que quería, podía entrar a la mitad de la película y salirse a mitad de la siguiente, o quedarse a ver la siguiente película completa. Los recintos albergaban no a media docena de salas de 150 butacas, sino que a una sola gran sala de 300. No existía el pop corn, las salas se llenaban hasta los pasillos, y en algunos casos quedaban de pie, como no había límite a la venta de entradas. A veces un mismo cine pasaba dos o más películas distinas al día, rotándose entre ellas. Las películas tardaban en llegar al cine y antes de exhibirlas había que mamarse el recordado microprograma de la Ufa, El Mundo Al Instante (ahora de repente lo echo de menos…igual era choro ver fútbol alemán en cine) Era el escenario en que di, y muchos dimos, nuestros primeros pasos cinéfilos. Era la época de los cines rotativos.

Era una época donde los cines sólo quedaban en el centro de Santiago, y cuando ir al cine era un evento al que había que ir preparado.

Con el auge de las multisalas a mediados de los noventa, ubicadas en centros comerciales, lejos del centro de Santiago, con funciones y cupos limitados, los antiguos cines rotativos fueron paulatinamente desapareciendo de la faz de la tierra, llevándose consigo una época en que ver cine no era tan fácil como ahora (con multisalas, amazonas, bazookas, mulas, torrentes y descargas directas) pero que tenía ese algo que lo convertía en una experiencia irrepetible para un menor de diez años.

Aqui, una breve lista de estos legendarios recintos, su ubicación, en que están ahora y que película vi en ellos.

Astor: Huérfanos con Estado, donde vi 007 En La Mira de Los Asesinos. En su última epoca se dividió en dos salas pequeñas destinadas a exhibir filmes de contenido erótico, de aquellos que llegaron con veinte años de atraso al país. Desde hace unos años, sucursal de multitiendas Ripley.

Bandera; calle Bandera a pasos de Alameda; hoy alberga una sección del ministerio de relaciones exteriores. Ahi vi: E.T. y El Regreso del Jedi.

Central/Huérfanos: Huérfanos entre Ahumada y Estado; fue la sucursal Santiago Centro de Blockbuster, pero hoy es oficina del Banco de Chile; ahi vi: La Sociedad de los Poetas Muertos para un trabajo del colegio; y Fantasía.

Ducal: Agustinas con Estado, frente al teatro Municipal. Hoy es una sucursal bancaria; ahi vi: Los Cazafantasmas.

Huelén: El cine donde siempre caían los filmes Disney, muchos de los cuales vi en esa sala (101 dálmatas, Toy Story). Luego, en un giro insólito, albergó un cine triple equis de muy breve existencia. Hoy tiene un destino incierto, permanece cerrado y no hay planes para su utilización.

Real: Compañía esquina Ahumada. Hoy alberga a la multitienda Hites. Ahi vi una de Cantinflas…creo que Conserje en Condominio.

Continental: Nataniel Cox frente al Altar de la Patria, primera cuadra. Hoy, sede del ministerio Pare de Sufrir (como ven, este fue el que terminó peor) Ahi vi: otra de Cantinflas. El Padrecito para ser exactos.

Plaza: Compañía con Bandera, junto al Museo Precolombino. Hoy, cine triple equis. No vi ninguna ahi.

Rex: Multicine de tres salas, en huérfanos junto a McIver. Hoy, cine Hoyts Huérfanos (cuatro salas). Ahi vi: La Máscara, Batman Eternamente.

Imperio: Estado con Huérfanos, se entraba por ambas calles. Hoy alberga la galería Imperio, que contempla un auditorio que sólo puede ocuparse reservándose con anticipación. Ahi vi Una pareja de Idiotas.

Lido: Huérfanos con MacIver. Luego de cerrar como cine intentaron, sin éxito, conservarla como sala de eventos. Hoy: demolido. Ahi vi: Volver al Futuro, Star Wars edición enchulada.

Santa Lucía: Alameda con Santa Rosa, el único cine con pantalla realmente gigante de Chile. Ahi vi Cocodrilo Dundee. Hoy, casa central de librería Lápiz López.

Multicine Vitacura: salas lila y verde, el símil del Rex para el barrio alto, ubicado en el célebre sector conocido como Los Cobres de Vitacura, barrio que perdió relevancia con el surgimiento de los malls. Destino incierto.

Las Lilas: otro de Plaza Italia hacia arriba, ubicado en el sector de Eleodoro Yañez, en la ex plaza del mismo nombre. Hoy convertido en condominio.

Las Condes: otro del mismo sector, ubicado en calle Apoquindo, cerca de la municipalidad de la misma comuna, pero cerrado y demolido hace años por culpa del boom inmobiliario. Sin embargo, su nombre subsiste en el ex cine Apoquindo, del mismo sector.

Pedro de Valdivia: Plaza Pedro de Valdivia, en donde se juntan las comunas de Providencia y Ñuñoa. Cerrado desde fines del 2007, próximo a ser demolido para levantarse en su lugar un condominio.

muchachos, descansen en paz.

fretamalt@hotmail.com fjretamalt@gmail.com twitter.com/panchocinepata

Anuncios

2 Respuestas a “adios, muchachos

  1. ¿que hace mi fotito del Cinerama Santa Lucia en tu pagina?

    El original es mas grande, pero se pierde la definicion para destacar la fachada del Santa Lucia.

    saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s